¿Cómo conseguir una hipoteca autopromotor?

conseguir una hipoteca autopromotor

¿Cómo conseguir una hipoteca autopromotor?

Cuando se desea iniciar una vida independiente o cambiar el rumbo de la vida, nada como vivir en un inmueble en el que todas las características y condiciones de habitabilidad hayan sido pensadas por el propio dueño. Sin embargo, muchas veces esto no es sencillo ya que puede suceder que no se posea la cantidad suficiente de dinero.

En este caso puede optarse por recurrir a un banco para que pueda financiar ese hermoso sueño. Este pondrá al alcance del solicitante el dinero necesario para desarrollar todo el proyecto de construcción. Para ello solo debe cumplir con los requisitos necesarios para solicitar una hipoteca del tipo autopromotor.

Según explica Ricardo Gulias, director de RN Tu solución hipotecaria, este es un producto hipotecario que ofrecen las entidades financieras: “permite al cliente el financiamiento de la construcción de una vivienda y también son conocidas con el nombre de promotor ya que estos préstamos hipotecarios estaban dirigidos exclusivamente a empresas constructoras o promotoras de inmuebles”.

Esta alternativa hipotecaria permite la autoconstrucción de una vivienda con el dinero que proporciona el banco. La gran diferencia que presenta esta hipoteca a otras es que aquí el monto total del crédito no se entrega en su totalidad, sino que se va entregando de manera parcial según como sea el avance de la obra

Para poder realizar estos desembolsos, el banco espera el certificado emitido por un arquitecto, quien trabaja para la entidad financiera y que, después de una supervisión, establece si el cronograma de avance de la obra se está cumpliendo tal cual como se estipulo en el contrato hipotecario.

Una hipoteca autopromotor financia un monto máximo del 80% del valor dado por la tasación de la vivienda que se plantea construir. De igual manera se otorga un plazo de aproximadamente de 30 años para su devolución. Sin embargo, este tiempo puede cambiar según sea el perfil financiero del solicitante.

Los bancos financian una idea ya que la garantía no se basa en la casa ya construida, sino que ve la viabilidad del proyecto, como un elemento de seguridad para recuperar su dinero a pesar de que los requisitos que se solicitan son básicamente los mismos que una hipoteca convencional hay unos extras.

Estos sin básicamente los que tienen que ver con los documentos arquitectónicos, permisos especiales y cronogramas de trabajo. También debe entregarse un presupuesto completamente detallado o cualquier otro requisito que la institución financiera estime necesaria para respaldar el proyecto.

Las viviendas que se construyan requieren de cimentación o bases fabricadas, por lo que hipoteca autopromotor no financia las compras de casas prefabricadas o móviles, el terreno donde se realizara la construcción debe contar con la calificación de zona urbana.

En este sentido, entre los requisitos exigidos por las instituciones financieras se encuentra el de mostrar documentos que certifiquen la solvencia económica del cliente. Esto es porque se requiere saber si este se encuentra en capacidad de pagar las cuotas, por otra parte, el terreno este debe estar inscrito en el Registro de Propiedad Normativa.

El proyecto debe cumplir con todas las normas establecidas por el ayuntamiento en cuanto a las reglas urbanísticas. Asimismo, debe poseer todos los permisos que se requieren para llevar a cabo una obra. Cabe destacar que se debe presentar un proyecto donde se certifique todo lo referente a la construcción.

Este debe ser realizado por un técnico calificado quien deberá contar con el respecto visado colegial, el banco también exigirá un presupuesto el cual contendrá todos los materiales que se usarán en el proyecto. Estos vendrán discriminados por renglón colocando precio y marca de estos, así como la cantidad a utilizar.

Por otro lado, debe entregarse copia del DNI, el balance general y todos los soportes que puedan explicar el origen de los fondos. Si estos provienen de algún negocio deben anexarse el estado de ganancias y pérdidas y el balance de la empresa, así como extractos bancarios, tanto personales como jurídicos.

 

Artículo escrito por Héctor Chamizo   Twitter: @hectorchamizo

Centro de Estudios de www.tusolucionhipotecaria.com